blog-post-image

¿Cómo tomar fotografías para tu negocio online?

Si buscas mejorar la creatividad fotográfica de tus productos o estás comenzando tu tienda online. Debes estar consciente de la importancia de la presentación de tus productos. Tomar buenas fotografías creativas no tiene porque costarte un alto presupuesto. Existen muchas técnicas que puedes utilizar para estar a la par de la fotografía profesional. Hoy te compartimos porque los mejores ecommerce tienen fotografías geniales.

 

Imágenes de embalaje

Los clientes siempre buscan que la compra de un producto sea una experiencia agradable de principio a fin. Muchos clientes se guían en la compra por el embalaje que tenga el producto. Por lo que aunque tu producto sea el mejor si el paquete no lo refleja, no te sorprendas por no tener ventas. 

El empaque del producto refleja al cliente, psicológicamente, lo que espera del producto y su calidad. Recuerda que muchos productos aprovechan para crear empaques coleccionables. El objetivo de este punto es tomar imágenes del producto junto al embalaje para aumentar las ganas de adquirirlo. 

 

Fotografías individuales

Este estilo de fotografía es el más común y fácil de realizar. Esta imagen es muy común en banners, imágenes principales, etc. Debido a que el objetivo es destacar un producto o mostrarlo como estrella es recomendable utilizar un fondo blanco. El color de fondo ayuda a mostrar una imagen limpia y simple para únicamente enfocarte en el producto. 

 

Imágenes grupales

Adivinaste, son imágenes de más de un producto juntos. Se recomienda este tipo de imágenes para kits de productos, colecciones y ofertas de packs especiales. El objetivo es mostrar la variedad de productos y pueden ser usados en redes sociales, presentaciones y comerciales.  

 

 

Imágenes de estilo de vida

Este estilo de fotografía muestra y cuenta una historia detrás del producto. El objetivo que tiene es mostrar tu producto en acción y comúnmente se utilizan modelos. Es muy común en lugar de utilizar modelos, el uso de objetos, colores y figuras. Este estilo es perfecto para redes, email y canales visuales. El objetivo es identificar a tu producto con la sensación que quieres que sienta tu cliente al usarlo. También puede ser una proyección de lo que quieres que las personas sientan cuando recuerden tu marca. 

 

Imágenes a escala

Un problema muy común al momento de vender un producto online es no detallar el tamaño del producto. Si bien la descripción del producto ayuda, la imágen es decisiva. El objetivo de las fotografías a escala es mostrar el producto con objetos comunes de uso diario para que el cliente pueda comparar el tamaño real del producto a adquirir. 

 

Imágenes a detalle

Este estilo de fotografía se recomienda para productos pequeños como joyería. También en productos donde quieres destacar algunos detalles importantes del producto. Utilizar bastante luz y zoom de cámara o alguna cámara especial si cuentas con ella. Si tu cámara no es una especial en estos casos, te recomendamos que estés atento a que al momento de hacer zoom la imagen quede clara y no se vea borrosa.

 

Existe una variedad de formas y maneras para promocionar tus productos en fotografía y no es necesario gastar una cantidad elevada de presupuesto. Muchas de las fotografías mostradas como ejemplo pueden ser replicadas con una cámara de celular. Recuerda siempre ver detalles como la iluminación, el color de fondo, objetos de adorno alrededor del objeto y detalles que puedan resaltar. Si sigues los tips presentes en cada estilo de fotografía tus productos tendrán mayor cantidad de ventas y demostrarán profesionalidad. 

Si deseas seguir leyendo artículos relacionados te invitamos a nuestro Blog Whataform


Puedes compartir en:

Puedes seguir leyendo...

Tienda online: ¿qué es y por qué deberías tener una?

Crear una tienda online para que tu negocio tenga presencia en Internet

Catálogo digital gratis para tu tienda online

¿Quieres saber cómo hacer un catálogo digital gratis?

Como mejorar la experiencia de compra de tu cliente

Estamos en una sociedad donde el cliente cada vez es más exigente al momento de comprar, entendiendo que la forma tradicional de atención al cliente ha quedado en el olvido.